Gallery Diez mil personas se dan cita a una reunión de evangelización en Zimbabue

17 de mayo de 2015 | Harare, Zimbabue | Andrew McChesney, editor de noticias, Adventist Review

Una importante serie de reuniones de evangelización comenzó este domingo de noche con miles de personas que se dieron cita en 87 sedes a lo largo y a lo ancho de Zimbabue, lo que incluyó a diez mil personas que se congregaron en un inmenso campo y estacionamiento no muy lejos de Harare, la capital del país.

Las reuniones “Revelación de esperanza”, parte de la iniciativa “Misión a las ciudades” que tiene la Iglesia Adventista para compartir a Cristo en las ciudades más populosas del mundo, culminará el sábado 30 de mayo, cuando se esperan treinta mil bautismos.

Unas sesenta personas solicitaron el bautismo después de que el líder de la Iglesia Adventista Ted N. C. Wilson habló sobre la gran estatua del sueño de Nabucodonosor en Daniel 2, y la exactitud histórica de la profecía bíblica, ante las diez mil personas que se dieron cita en un campo cerca de un centro comercial en Chitungwiza, un pueblo a unos treinta minutos al sur de Harare.

“Jamás he hecho un llamado al bautismo en la primera noche de un encuentro de evangelización, pero se me instó a que lo hiciera”, dijo Wilson. “Mucha gente ha cumplido con las lecciones bíblicas de ‘La voz de la profecía’ o ha sido preparada en grupos pequeños, por lo que hice un llamado general para que estén listos para la segunda venida de Cristo, y entonces hice un llamado al bautismo”.

Las sesenta personas serán admitidas a clases de instrucción que ya se estaban llevando a cabo antes de la campaña de evangelización de dos semanas. Unos cinco mil grupos pequeños se han estado reuniendo en todo el país durante meses.

“Esto augura una maravillosa serie de evangelización por medio del poder del Espíritu Santo”, dijo Wilson. “Instamos a todos que oren para que el Espíritu de Dios caiga sobre las numerosas reuniones de evangelización que se están llevando a cabo en Harare y sus alrededores, y en todo Zimbabue”.

Se espera que la asistencia en el campo se incremente en los próximos días en relación con las diez mil personas que se dieron cita a las 17.30 para la noche de apertura, dijeron los líderes de la iglesia. No se pronostican lluvias para esta semana, y la temperatura del domingo fue de 25 °C durante todo el día, descendiendo hasta los 16 °C al caer la noche.

Antes de la principal presentación de profecía, la audiencia escuchó a un seminario de salud a cargo del doctor Alex Llaguno, director de ministerios de salud de la División de África Meridional y Océano Índico de la Iglesia Adventista, que incluye a Zimbabue.

El ministerio abarcador de salud también representa un énfasis destacado de la serie, dado que se está ofreciendo a la gente información práctica que satisface tanto sus necesidades espirituales como físicas.

También se llevaron a cabo reuniones este domingo de noche en 61 sedes de todo Harare y en dos decenas de sitios de otras 17 ciudades del país. Entre los predicadores presentes en Bulawayo, la segunda ciudad más populosa del país, se encuentra Anthony Kent, secretario asociado de la Asociación Ministerial de la Iglesia Adventista mundial, y Lael Caesar, editor asociado de las revistas Adventist Review y Adventist World.

En anticipación de los treinta mil bautismos, los líderes de la iglesia local han dividido a muchas iglesias locales en dos, de manera de acomodar al incremento de nuevos creyentes.

El domingo también se colocó la piedra fundamental de un nuevo templo en Darby, cerca de la ciudad de KweKwe, en el centro del país. Los miembros de iglesia están construyendo el templo como parte de un “zonde”, o proyecto conjunto en colaboración, según el cual los miembros de iglesia se turnan para construir el templo y a evangelizar la zona durante una semana.

El término “zonde”, que es bien conocido en Zimbabue, pone énfasis en el trabajo conjunto para lograr algo.

Los miembros de iglesia han estado ya por cierto tiempo al frente de grupos pequeños, y las reuniones de evangelización de esta semana representan la “cosecha”, en la que los participantes son invitados a aceptar a Jesús.

Wilson, el presidente de la división Paul Ratsara, y otros líderes de la iglesia asistieron a la ceremonia de la colocación de la piedra fundamental del nuevo templo este domingo, y regresarán al lugar el sábado 23 de mayo para dedicar la edificación y ser testigos de los primeros bautismos de la serie de evangelización.